Dolores Hidalgo

FUNDACIÓN CARTIF

    Desde sus inicios en 2017, el proyecto BIOMETRANS ha buscado promover la valorización de los residuos de biomasa seca y húmeda en la Región Iberoamericana mediante la producción de biometano, así como fomentar el empleo de este biocombustible en el transporte. El proyecto ha abordado la valorización integral de biomasa, entendida ésta en su sentido amplio, es decir, como cualquier materia orgánica de origen vegetal o animal, incluyendo residuos y desechos orgánicos.

    Tras tres años de intenso trabajo, el equipo del proyecto liderado por CARTIF, y con la participación del CIATEJ en México, la UCSM en Perú, el Polo Tecnológico de Pando en Uruguay y la Universidad de Santander en Colombia, ha analizado y diseñado procesos innovadores que permiten organizar la logística del acopio de biomasa y la adecuación de la misma para su tratamiento por digestión anaerobia. En este sentido, el equipo de trabajo ha investigado diferentes tecnologías de pretratamiento de la biomasa para fomentar su biodegradabilidad, comparando la evolución del proceso de digestión anaerobia en una y dos fases, y se han evaluado también diferentes tecnologías de upgrading del biogás. El proyecto ha incluido el análisis de diferentes modelos de comercialización del biometano en la Región, evaluando su potencial impacto ambiental, social y económico.

    Como el objetivo último del proyecto ha sido siempre llevar a la práctica los resultados de las investigaciones de laboratorio, se ha planteado desde un inicio la colaboración con empresas, entre ellas el Grupo Serrano, empresa mexicana que incluye entre sus líneas de negocio la cría de vacuno y porcino, la fabricación de quesos y la logística.

    El Grupo Serrano, dentro de su política de economía circular, está apostando claramente por la utilización de biometano es su flota de camiones, sustituyendo al tradicional diésel. El biometano lo generan en sus instalaciones como resultado del tratamiento de varias de sus corrientes residuales (estiércol porcino, lactosuero y vinazas, principalmente) y con esta actuación buscan reducir el impacto ambiental de su actividad además de conseguir importantes ahorros económicos. En la actualidad, solo una parte de la flota vehicular de Grupo emplea biometano, pero el objetivo de la empresa a medio plazo es que el cien por cien de sus vehículos utilice este biocarburante.

    Todos los resultados del proyecto están accesibles en el siguiente enlace: http://www.cyted.org/es/biometrans.

    El proyecto BIOMETRANS está siendo financiado por el Programa Iberoamericano CYTED (Ref. 918PTE0539) y al Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades de España (Ref. PCI2018-092948).